Saltar al contenido.

Voces de la migración en “Donde mueren los ríos” de Antonio Lozano

En diversas ocasiones han aparecido obras del género policíaco o novela negra en este espacio. A menudo, se ha resaltado la capacidad que muestra este género literario para mostrar una sociedad, con sus vicios y virtudes, y para  denunciar diversas situaciones injustas que se dan en su seno, a la vez que propicia la apertura de una puerta a la reflexión. Leer Más

No se ha ido. Antonio Lozano está aquí

Este domingo ha fallecido el escritor Antonio Lozano. Nacido en Tánger en 1956 pasó allí los primeros 27 años de su vida. De su biografía quiero destacar que su pasión por África, con la que se sentía muy identificado, le convirtió en un experto en literaturas africanas, siendo el creador y responsable del programa Letras Africanas y del Club de Lectura de “Casa África”, así como asesor de publicaciones de literatura africana de esta institución, entre muchas otras facetas.

“Cuantos más seamos los enamorados de África, mejor para contagiar a los demás” afirmó en una ocasión, en entrevista con Ángeles Jurado. Y él lo demostró con una trayectoria literaria, llena de buena literatura, que hunde sus raíces una y otra vez en este continente, que le fascinaba. Leer Más

“Corazón que ríe, corazón que llora”, una Maryse Condé en lengua propia

La reconstrucción del pasado propio es un proceso complejo y, en gran medida, fallido. Partiendo de ahí, su plasmación por escrito exige calibrar lo que se recuerda y lo que la mente ha ido elaborando con el paso de los años, redimensionándolo y reinterpretándolo. Muchos escritores suelen tender a la idealización, embelleciendo lo que se vivió. Pero también los hay que intentan que prevalezca una cierta verdad desprovista de aderezos, una visión que no sea deshonesta y que muestre una existencia que no difiera, en lo posible, de la que se ha vivido. Leer Más

Esbozo de Maryse Condé, la escritora insumisa

La concesión del “Premio Nobel alternativo de literatura” el año pasado a la escritora antillana, guadalupeña, Maryse Condé, a sus 81 años, la ha traído, de nuevo, a primer plano. Durante estos meses, muchas han sido las notas y las semblanzas que han aparecido sobre la autora en diversos medios de comunicación y en publicaciones en red.

Entre ellas, las que  nos hablan de una de sus facetas más notorias, la de ser una mujer viajera en extremo, “sin domicilio fijo”.  Destacando dos paradas entre todas ellas; la de su origen, entre su mundo caribeño y la metrópoli francesa, y la de África a donde llegó en búsqueda de sus orígenes (lo que la llevó a afirmar: “el orgullo de ser negra, el orgullo de ser mujer, el orgullo de ser lo que soy, ha sido África quien me lo ha aportado”). Leer Más

Cerrando el 2018

Estantería Librería Ikirezi. Kigali (Ruanda). 2018 Foto: SFQ

Volvemos a cerrar año con unas breves, y siempre muy-muy-muy incompletas, pinceladas de la actividad literaria, como hicimos en 2013, 201420152016 y 2017

No está todo, por supuesto. Pero es algo.

Leer Más

La trilogía mozambiqueña de Mia Couto: Las arenas del emperador

Las etiquetas pueden hacer que las tres novelas que componen Las arenas del emperador (Mujeres de ceniza, La espada y la azagaya y El bebedor de horizontes), publicadas en el intervalo de tiempo que va de 2015-2017 y con muchos años de documentación detrás, se queden bajo el rótulo de “novela histórica”.

Leer Más

Punto de inflexión

“Literafricas” comenzó nutriéndose de libros que el tiempo había sumergido en ese agujero negro en el que condenamos a todo lo que no sea novedad. Empezó rescatando obras, eso fue, en una zambullida colosal en tantos títulos que hoy es casi imposible leer si no acudimos a las Bibliotecas (esos templos) o alguna de esas Librerías (benditas todas ellas) que guardan libros antiguos como se guardan los tesoros a la espera de que un lector los saque de sus estanterías olvidadas. Leer Más

“El castigo”, un relato que muestra la grandeza de la escritura y de los libros

A veces una historia te lleva a querer saber más, sobre todo cuando se presenta en forma de rompecabezas con piezas que has ido conociendo a lo largo de los años y, que de pronto, en una pirueta genial, encajan. Es lo que me ocurrió con esta que hoy os presento.

La semana pasada estuve delante de una persona que en este momento es un reconocido escritor, pero cuya biografía podría haber sido completamente diferente al cruzarse su historia personal con eso que denominamos la historia con mayúsculas.

Se trataba de Tahar Ben Jelloun cuya obra El castigo (Cabaret Voltaire, 2018. Fántastica traducción de Malika Embarek) me había dejado doblemente impactada. Tanto por la dimensión del cautiverio tortuoso que sufrió junto con otros 92 estudiantes como por el destino que le dio otra oportunidad, lo que me llevó a indagar en aquel momento histórico que pudo cambiar la historia de Marruecos y la del propio escritor. Leer Más

A %d blogueros les gusta esto: