Saltar al contenido.

“Teoría general del olvido”, Agualusa derrumba muros

A finales del año pasado tuve un descuido tremendo. Durante meses estuve detrás de la traducción de Teoría general del olvido al castellano porque sabía que tenía que estar a punto de llegar. Edhasa Argentina  la publicó a mediados de 2017 así que era cuestión de tener paciencia y cruzar los dedos para que alguna editorial de aquí hiciera lo propio. Pero terminó el año y la traducción no llegó, al menos eso fue lo que creí entonces.
En febrero, el azar quiso que buscara de nuevo información sobre José Eduardo Agualusa para otro evento. Mi sorpresa llegó al comprobar que la misma editorial Edhasa sí la había publicado a finales del año pasado entre nosotros. Me había engañado  la portada: era la misma en la edición argentina y en la española…de ahí mi confusión.
Ahora, hoy, reparo aquel olvido y os la puedo acercar de doble manera.

Primero a modo de entrevista; estuve hablando con el escritor cerca de una hora por skype y el texto que he comparto a continuación, publicado ayer mismo en “África no es un país” está extraído de dicha charla. Agualusa me habló del “realismo mágico” africano y me pasó una historia preciosa sobre lo que “es” para demostrar que aparece en todas partes, que es más normal de lo que creemos. Después intercambiamos visiones sobre literatura, historia, miedo al otro, memoria y olvido.

En segundo lugar, tenemos la suerte de disfrutar, en afribuku – Cultura Africana Contemporánea, traducido por Ángela Rodríguez Perea, del discurso que el escritor pronunció en Dublín al recibir un premio y que descubre la hondura y la sensibilidad de este angoleño universal.


El miedo roba los colores. Las personas pasan a preferir tonos grises. Pierden la originalidad, la irreverencia, la exhuberancia. Se esfuerzan por desaparecer de la multitud.

Agualusa y el absurdo del miedo al otro

Publicado originalmente en África no es un país. 23/04/2018

Aquí y allí las historias parecen repetirse pero nunca son la misma. José Eduardo Agualusa me envía una publicada en este mismo periódico a principios de mes. Trata sobre una familia, Los Rufino, residente en un pueblo granadino que decidió enclaustrarse tras el asesinato de una de las hijas hasta que el último de sus miembros murió, sin haber salido de la vivienda, medio siglo después. Perdieron la fe en la humanidad” se lee en el artículo a modo de explicación.

Agualusa me la hace llegar, creo que emocionado, por la coincidencia con la historia de la protagonista de su última novela, traducida al catalán y al castellano Teoría general del olvido (Edhasa, 2017). Ludo, que así se llama, aterriza en Luanda momentos antes de que se declare la independencia a la que le seguirá la guerra civil. Al principio se instalará con su hermana y su cuñado pero después optará por encerrarse también en su casa durante décadas. Los granadinos Rufino y la portuguesa Ludo tienen mucho en común; se aíslan de un mundo que rechazan, que temen o que les ha defraudado, en el que ya no quieren estar, y todos viven ajenos, pero a la vez sin poder evitar ser parte, aunque de una manera diferente, de los acontecimientos históricos que se suceden más allá de los muros de sus viviendas. Pero Agualusa, además, aprovecha la narración sobre la familia granadina para responder a una de las cuestiones a cerca de las cuales más le suelen preguntar.

Para leer el resto del artículo 

“La gran literatura nos hace ver la humanidad de los otros”

Con la novela Teoría General del Olvido (2012),  también en catalán Teoria general de l’oblit (Periscopi, 2018), el aclamado escritor angoleño Agualusa recibía el prestigioso Premio Literario Internacional de Dublín IMAC este pasado 2017. Fruto de una colaboración con “Literafricas”, el autor ha accedido a compartir con nuestros lectores su discurso durante la entrega de dicho premio, un texto inspirador y lleno de claves para volver a entender la Literatura en los tiempos que corren.

Para leer el discurso de Dublín traducido por Ángela Rodríguez Perea

Nota: Foto de cabecera: José Eduardo Agualusa. Foto libre. Fuente: página web del autor

2 comentarios Escribe un comentario
  1. Alberto Mrteh #

    Desconocía al autor y la historia granadina y me asombra la coincidencia. Gracias por el descubrimiento.
    Alberto Mrteh (El zoco del escriba)

    Me gusta

    24 abril, 2018
    • La verdad es que esa historia granadina apareció en el momento oportuno. El propio Agualusa me la envió, se había publicado dos o tres días después de entrevistarle, y era tan extraordinaria… A veces ocurren esas cosas. Pura magia. Un abrazo. Sonia

      Le gusta a 1 persona

      24 abril, 2018

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: